generico informar a su mdico acerca de los remedios a base de hierbas, vitaminas y aditivos si se da el caso.
2 Diciembre 2008

El escritor Alejandro Palomas, finalista del VII Premio de Novela Ciudad de Torrevieja, indaga en el pasado, presente y futuro de una familia en su última obra, 'El secreto de los Hoffman' (Plaza&Janés), desde una mirada "intimista y emotiva" a raíz de la muerte de Constanza, punto de encuentro "mucho tiempo después" de todos sus miembros que impulsará a Rodolfo, cantante de éxito y marido de la fallecida, a destapar el secreto que separó sus vidas.

En una entrevista concedida a Europa Press, Palomas definió a los Hoffman como "una familia con muchas ganas de perdonar, escucharse, acercarse y que, sobre todo, intenta aprender a recordar a partir de los que les pasa en un momento determinado de sus vidas".

"Etimológicamente hablando, recordar quiere decir volver a pasar algo por el corazón", según especificó el autor, quien añadió que esto es precisamente lo que pretende con los Hoffman, "que vuelvan a pasarse a sí mismos algo por el corazón", según reiteró. Al hilo, precisó que esta novela trata "sobre la oportunidad que el destino le da a cuatro personas para reequilibrar su camino".

"Tengo mucha confianza en volver atrás y observar lo ya hecho y vivido cono medio para enfrentarnos a lo que viene después", según relató Palomas, quien consideró que "es esto precisamente lo que hacen los cuatro protagonistas a partir de un suceso que marca sus vidas y se convierte en una bendición aunque en principio parezca una condena". "Esto es lo que me gusta e interesa, transformar algo que parece muy negro en algo que realmente es muy blanco", apuntó.

Desde esta perspectiva, Palomas afirmó que 'El secreto de los Hoffman', finalista del VII Premio Ciudad de Torrevieja, es un relato "muy positivo y luminoso" porque, según explicó, "hay mucha luz en cada uno de los componentes de la familia y también en los cuatro juntos". "Esto me parece muy bonito", consideró.

Para el autor, la familia es "un micromundo repleto de lugares comunes, además de vínculos ya establecidos". "Es una forma de mirarse conocida porque la familia es un caldo muy cálido desde el que construir historias", según destacó Palomas, quien estimó que los personajes "son muy generosos consigo mismos y con el prójimo".

En concreto, a Rodolfo Hoffman lo describió como "una persona que sabe reírse mucho de sí mismo, muy saludable emocionalmente hablando, sabio, entrañable y cuidador", según describió Palomas, quien añadió sobre Rodolfo, protagonista vertebral de la historia, que "siempre estuvo esperando el momento de volver y solucionar lo que tenía que reparar".

No obstante, Palomas consideró que ese pasado que arrastra este personaje no es ni un tormento ni una pesada mochila, sino "algo que lleva muy integrado en su personalidad porque ya es anciano, viejo, así que ha aprendido a hacerlo muy suyo, convirtiéndolo en un presente continuo". Por este motivo, dijo que "la mochila deja de tener peso para convertirse definitivamente en parte de él".

TENDRÁ UNA SECUELA

De otro lado, admitió que en el final abierto se encuentra la posibilidad de una secuela que el autor tiene "muchas ganas" de hacer, según reconoció el mismo Palomas, quien añadió que esos personajes quieren decir "más cosas y emocionarse más".

"Tengo muy claro que voy a escribir más sobre ellos", según confesó el escritor, un autor "muy del gusto" de la estructura coral en todas sus novelas porque, según explicó, tiene "un gran interés en ofrecer muchas perspectivas de un mismo suceso y de la vida cotidiana" al objeto de que haya voces distintas y los personajes se expresen "tal como son sin que medie ningún filtro del narrador".

"Todas mis novelas son corales y yo me limito a mirar tal como lo hace el espectador de una película o como lee un lector de un libro", según resaltó Palomas, quien admitió al tiempo que en todos y cada uno de los personajes que construye hay "siempre" una parte de él. "Todas sus voces son la misma, la mía, aunque muy matizadas", afirmó.

Por otra parte, explicó que ve adaptable la novela "tanto al cine como al teatro" y, de hecho, reconoció en este punto que está ya estudiando el guión y el libreto. "Si es una obra para cine sería muy barata, y por lo tanto muy atractiva para la producción; para una obra teatral también lo sería, aunque tal vez sería más complicada de realizar porque hay muchos primeros planos y en teatro es difícil solucionarlos", según explicó Palomas, quien convino en este punto que cinematográficamente la novela se acercaría al cine de Claude Chabrol y también al nórdico, "más frío, contundente y directo".

De su estilo literario, elogiado por la crítica debido a su "limpieza y rapidez", Palomas apostó por ser "muy sincero a la hora de escribir y no esconderse bajo de las palabras". "Se trata --dijo-- de intentar escribir como vives, ser muy honesto y hacer de una creación literaria algo muy emotivo, viviéndola intensamente como si fuera un enamoramiento", concluyó.

Fuente de la noticia: ecodiario.es
PREMIOS LITERARIOS POR ORDEN ALFABETICO
LOS MAS VENDIDOS FICCIÓN // NO FICCIÓN
Desarrollada x Serlib Internet